lunes, 16 de abril de 2012

Macrochiringuitos, Pesetas y Elefantes

Hoy tengo el gesto torcido. Es inevitable pensó Antonio. Es lunes, amenaza lluvia y no sólo en lo que al tiempo se refiere y para colmo sus previsiones de mal agüero se están cumpliendo. A otros, eso les pone argumenta mentalmente pero a él eso le cabrea.


Le cabrea porque hasta ahora ha intuido correctamente lo que iba a pasar y ese cosquilleo en su sien izquierda le avisa de que probablemente va a volver a acertar.

Sabe que el enfoque no es el adecuado, el diagnóstico es a todas luces erróneo. El problema no es el déficit se repite eso no es más que la consecuencia de la causa real.

¿Y cuál es? Le preguntan a menudo.

Él lo tiene claro.

El motor, o una gran parte como el 35%-40%, se ha parado. En septiembre hará unos cuatro años que el motor se empezó a gripar. En este lapso de tiempo quedan atrás numerosos espectáculos lamentables como planes de inversión absurdos con el nombre de la quinta letra del abecedario en busca de una acción de cara a la galería. Imposible olvidar unos interesantes brotes verdes que ni tan siquiera llegaron al status de brotes de soja. Subidas de impuestos que llenan el buche de hoy pero que de nada sirven para paliar el hambre de mañana. Y uno piensa, y no es mejor invertir en cañas de pescar que en el pescado del día?

Señores con apellidos imposibles con pinta de listos, nos dictan los deberes. Deberes teóricos nunca prácticos y de una dureza extrema. Es como esa mochila llena de libros que, en teoría, llenarán de sabiduría al niño pero éste no puede cargar debido a su enorme peso. El otro problema es que ese supuesto niño no es tal, sino un socio de pleno derecho al igual que el supuesto profesor del macrochiringuito con el logo azul con estrellitas.

Y en el fondo, el problema es doble. El macrochiringuito que te ha restado totalmente flexibilidad y que tu motor se te ha parado. En los libros de teoría a esto se le llamaba “recesión”. Lo habitual era devaluar tu moneda (ah la extinta y admirada peseta) y solucionabas parte del desaguisado. A ojos del mundo te convertías es un sitio barato, ergo la gente venía a comprar a tu mercado. Eso sí, tú no podías salir fuera del país porque eras pobre ya que tu moneda valía menos que antes pero al menos la gente tenía trabajo, sanidad, educación y podía viajar por España. Con lo bien que se come en España. Y sus islas? Y sus montañas?

Sin embargo, lo peor piensa Antonio es la sensación que tiene de que nos están regañando por gastones. Qué ha habido despilfarro? Si, pero no ha sido eso lo que nos ha llevado hasta aquí. El gasto enorme vino cuando bajaron los ingresos por la falta de actividad y el incremento del gasto (de una cosa llamada paro) por ese mismo motivo. Probablemente, usted señor de nombre ininteligible del norte, es ese doctor que en pleno desangre que me ha administrado un anticoagulante cuando lo necesario era lo contrario. Y usted, señor elegido por mis paisanos de barba boba, no es más que un médico residente malo incapaz de defender a su paciente. Lo que sobran son políticos.

Pues a lo mejor lo que hay que intentar es diversificar nuestra economía, pongamos que nada genere más del 30% del total y, por supuesto, ir pensando en buscar esas pesetas que andan escondidas en los cajones de nuestras casas. Pinta que las vamos a necesitar.

Eso o si seguimos en el macrochiringuito, reducir a la mínima expresión a la clase política. ¿Qué sentido tiene que, estando en un macrochiringuito, las finanzas las mire el Comisario en Bruselas y su equipo, el Ministro en Madrid y su equipo, el Conseller y su equipo, el Alcalde y su equipo? Aquí hay alguien que se está tocando los huevos o cazando en Botswana (o ambas).

Basta Ya.

10 comentarios:

  1. Lo del "elefante" es lo que a mí más me jode, mira por dónde.

    ResponderEliminar
  2. Sandler:

    Se están tocando los huevos. Nos están engañando por la cara y se están rebozando en una indecencia superlativa a la que le tratan de poner pinta de una realidad con la que hay que convivir. Quiero decir que nos están, los muy sinvergüenzas, tratando de convencer de que las cosas son así, como si fuese asunto de la evolución. El retroceso al que nos está llevando la demagogía se está convirtiendo en un cáncer con el que estos atracadores de la dignidad acaparan clientela enferma y sometida.

    Y lo que me crispa del todo es que están adiestrando a jovenes personajes con aspecto de mafiosos para que cumplan con los reglamentos de la codicia de la que, por desgracia, aún el homo no sapiens no se encuentra preparado para intuir el peligro que representa para la especie entera.

    Muchas gracias, completamente de acuerdo. Salud.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Clochard! Es que tiene tela el asunto,...

      Eliminar
  3. Mis saludos y respetos desde mi playa...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Alga; a la playa me iba yo ahora cagando leches;)

      Eliminar
  4. muy interesante....rrrrronnnnnn bbbrrrrrrr rrrrronnnn brrrrrrr (esto es que estoy roncando)
    Ay Sandler! que ya una vez "discutimos" de religión, no me busques las cosquillas!!!!! jajajajajajaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajaja, roncas como un elefante!!! vigila que no venga Borbonator y te aniquile,...

      Eliminar
  5. Vaya, hace poco hable con alguien entendido del tema y me dijo algo muy parecido. También me habló de las riquezas que tiene nuestro pais (ahí me quedé un poco a cuadros, porque últimamente sólo se piensa en lo que no tenemos y en lo que tenemos que dejar de tener) y aluciné (tenemos cosas a las que sacar partido, increible, pero es cierto!!!). Sería interesante una conversación entre los dos (este conocido-casi-amigo mío y tú ;-)))).
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lili; este conocido-casi-amigo es un tipo sensato, menos mal que no estoy sólo con mis ideas,...

      Eliminar